Llegó el “Derby” de los “Polis”, algo que ya es costumbre estas dos temporadas. Hasta la fecha este es el tercer partido entre ambos equipos, y en todos el resultado ajustado y la tensión han sido la norma predominante. Han sido partidos intensos y nobles, 2-2 en la Juventud y 0-1 para el Poli la pasada temporada y el de ayer no iba a ser menos. Los locales se presentan con un equipo muy joven, y perfectamente ordenado por su entrenador, y que estamos seguros que dará más de una campanada esta temporada. Por la parte rojiblanca el Poli buscaba seguir en los puestos de arriba, y aprovecha el pinchazo del lider frente a Los Gallardos.

web1
Con estas premisas se iniciaba el partido en el Municipal de Aguadulce, con presencia mayoritaria de seguidores rojiblancos en la grada (este equipo, poco a poco va enganchando a los aficionados). El partido comenzó con dominio de los visitantes, teniendo a los 5 minutos la primera ocasión en las botas de Ruzzo que cruzó demasiado el balón. Los locales, muy ordenados contenían el centro el campo del Poli y se despejaron el dominio por unos minutos. El peligro llegaba por las bandas, sobretodo la derecha, donde Borja en su puesto de lateral estuvo inconmensurable. No obstante las ocasiones fueron para Cristian, que tuvo dos muy claras para poner por delante al POLI, una de cabeza que salió fuera por poco y una contra que remató pegado al palo. El descanso se acercaba, y el gol se resistía, hasta que Felipe en el minuto 43 agarró un balón en banda derecha, y tras de irse de dos rivales enganchó un zapatazo  que tras pegar en el larguero se convertía en 1-0 provocando el delirio en la grada. Gol psicológico.

web2

La segunda parte comenzó con dudas del POLI, que aprovecho el equipo local para buscar con ansia el empate, que estuvo a punto de llegar, pero que Manu desbarató. El POLI buscaba la velocidad de Cristian y un trabajador Julio, pero no había forma, primer el portero y después el arbitro anulando un gol legal y no pitando un penalty ponían la incertidumbre en el marcador.

web3

Sergio y Cordoba entraron en los minutos finales, lo que dió aire al equipo. Aire que aprovecho Julio, que tras gran pase de Miguel, hacia el 0-2 con una preciosa vaselina: Golazo del Arquero. Quedaban 17 minutos de partido, pero estaban los 3 puntos en la saca. Tres puntos para seguir sumando y soñando con este equipo.

El próximo Domingo a las 12:00 os esperamos en el Coliseum de la Juventud. Merece la pena ver a este equipo. Que no te lo cuenten! Disfrutalo!

Musho Poli!

15 noviembre, 2018

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.