Nueva decepción en el Estadio de la Juventud, en una tarde que pretendía ser de fiesta, terminó siendo un velatorio. Pero en estos momentos es cuando más vamos a estar con el equipo, y sabemos que se conseguirá el objetivo de la permanencia. Dependemos de nosotros mismos.

El partido comenzó con una bonita dedicatoria de la plantilla hacia Lázaro que se lesionó de gravedad en el partido frente al At. Monachil en la jornada 30. Esperamos que se recupere cuanto antes, y pueda disfrutar jugando a su deporte favorito.


Los primeros 45 minutos los podemos resumir en dominio alterno durante gran parte de la primera mitad hasta la llegada del golazo de Dominguez, que agarró una volea desde 35 metros para inaugurar el marcador en el minuto 23. Desde ese momento el POLI se sentía más a gusto, pero en el 44 una polémica decisión arbitral al señalar un penalty más que dudoso, acabó con el 1-1 antes del descanso.

La segunda parte fue totalmente opuesta, el Adra aprovechó un error defensivo para hacer el 1-2 casi al comienzo de la segunda mitad, de nuevo tocaba apretar, necesitábamos los 3 puntos.  El POLI se volcó sobre el area visitante, con la entrada de Hamza y Ruben más adelantado llegaron los mejores momentos.

En el minuto 76 Dominguez roba un balón en la linea de tres cuartos visitante, y da el pase de la muerte a Ruzzo que hace el empate. Habia tiempo para lograr los 3 ansiados puntos, pero no fue así. De nuevo un despiste defensivo en una falta lateral acaba con el 2-3 en el minuto 84.

Quedaba tiempo y el POLI lo intentaba a la heroica, pero la suerte y las decisiones arbitrales no estaban por ayudar. Dos goles anulados por fuera de juego, bastante dudosos, terminaron con la posibilidad de al menos atajar un punto. Toca seguir trabajando para la recta final de la temporada, que se presenta muy emocionante.

Musho POLI!

 

Los comentarios están cerrados.